Emerson Fittipaldi, una leyenda viva del automovilismo

Clásicos 19 Jun 2022

Emerson Fittipaldi, una leyenda viva del automovilismo

Por Abílio Santos

El 12 de diciembre de 1946, en el estado de São Paulo, el italo-brasileño Wilson Fittipaldi y la rusa Jósefa Wojciechowska fueron padres de un niño al que llamaron Emerson Wojciechowska Fittipaldi, porque Wilson, su padre, admiraba al escritor y filósofo estadounidense Ralph Waldo Emerson.

Wilson Fittipaldi, el “Barón”, era un conocido periodista y locutor de radio, apasionado de la cobertura de eventos automovilísticos, lo que le llevó a llevar a sus hijos a seguir las carreras brasileñas.

Así, Emerson Fittipaldi y su hermano mayor Wilson Fittipaldi Jr. empezaron a ver muchos eventos automovilísticos desde muy pequeños, conociendo a los pilotos, los bastidores y la adrenalina de las carreras.



Desde los cinco años, según el propio Emerson, decidió que quería ser piloto de coches, por lo que veía las carreras con gran pasión y atención, estudiando y absorbiendo todos los detalles de la conducción y los circuitos, teniendo contacto directo con sus ídolos, como fue el caso de Chico Landi, piloto brasileño que, en 1948, en el segundo Gran Premio de Bari, dio a Ferrari su primera victoria, compitiendo con grandes figuras como Nuvolari, Ascari y Farina. Cuando Chico Landi regresa a Brasil, después de varias conquistas, concede una entrevista a la radio Jovem Pan Americana, en la que están presentes Emerson y su hermano Wilson Jr., junto con el locutor, su padre.

Emerson se inició en las carreras. Su padre, antiguo piloto, fue un gran impulsor de las carreras en las décadas de 1940 y 1950 y el principal promotor de la primera edición de las 1000 Millas, en el circuito de Interlagos, a partir de 1956. Wilson Fittipaldi fue también el principal responsable de la creación, a principios de la década de 1960, de la Confederación Brasileña de Automovilismo (CBA), reconocida por la FIA como la entidad que supervisa el automovilismo en Brasil.

A partir de entonces, el entusiasmo por “aprender” continuó y se intensificó, y desde los 14 años, hasta los 16, Emerson empezó a competir en motos, siendo su primera carrera en Interlagos, con una moto Mondial de 50cc, logrando muchas victorias, él que conocía cada centímetro del circuito.

Atraídos por la velocidad, Emerson y su hermano también participaron en competiciones de hidroaviones, y el éxito en las regatas les llegó de forma natural, llegando incluso a batir el récord brasileño de velocidad, en la Lagoa Rodrigo de Freitas, en Río de Janeiro.

Acompañando a su hermano Wilson Jr. en las carreras de karts, como mecánico, Emerson, apodado “Rato”, ansiaba participar en las carreras, pero sólo pudo hacerlo a partir de los 17 años, que cumplió en 1964. En su primera carrera utilizó un kart prestado por su amigo, y que se convertiría en un gran piloto, José Carlos Pace, el “Moco”.


Como se necesitaba financiación, Emerson Fittipaldi, junto con su hermano, y combinando una serie de factores como creatividad, inteligencia, perseverancia y técnica, empezó a fabricar volantes, con gran éxito.

A continuación, Emerson, en asociación con Mário de Carvalho, puso en marcha y creó una fábrica de mini karts muy competitiva, convirtiéndose en bicampeón brasileño de la categoría.

El siguiente paso fue formar un equipo para participar en la Fórmula V, donde Emerson se convirtió inevitablemente en campeón en 1967, ganando cinco de siete carreras, pilotando un coche construido por él y su hermano.

Basándose en el Volkswagen “Escarabajo”, Emerson y Wilson Jr. construyeron un coche de carreras y lograron una serie de victorias, como las 100 Millas de Piracicaba y las 12 Horas de Porto Alegre, con el “Fittiporsche” #7.

Campeón de Fórmula Ford y Fórmula 3

A los 21 años, Emerson vendió su fábrica de volantes para financiar su viaje a Inglaterra, pero el dinero sólo le duró unos meses y le obligó a trabajar como mecánico en Londres.

Consiguió un monoplaza, que él mismo preparó, para competir en la Fórmula Ford en abril de 1969, consiguiendo victorias en sus primeras carreras y, finalmente, ganando la serie británica pilotando un Merlyn Mk 11A.

Este logro dio notoriedad a Emerson y le permitió ingresar en la Escuela de Pilotos de Carreras Jim Russell, y al mismo tiempo, en ese mismo año 1969, competir en la Fórmula 3 Británica, con un Lotus 59 Ford, ganando ocho carreras de las once en las que participó, proclamándose así campeón, con 57 puntos, por delante de pilotos como James Hunt (15º).

La siguiente etapa fue competir en Fórmula 2, donde Emerson continuó con sus excelentes resultados, para el equipo Bardahl, pilotando un Lotus 69 Ford Cosworth FVA, terminando tercero, por delante de Ronnie Peterson (quinto) y Carlos Reutemann (15º).


Inicios en la Fórmula 1

Colin Chapman, el brillante líder de Lotus, estaba deseoso de tener un tercer monoplaza inscrito en algunos grandes premios, y en 1970 invitó a Emerson Fittipaldi a unirse al equipo Lotus, que incluía al piloto campeón Jochen Rindt y a John Miles.

El 18 de julio de 1970, Emerson hizo su debut en la Fórmula Uno en Brands Hatch, Inglaterra, conduciendo un Lotus 49 C, #28, con una buena actuación, terminando octavo a pesar de salir desde el fondo de la parrilla. Rindt ganó su cuarto Gran Premio de la temporada con un Lotus 72 C.

Dos semanas más tarde fue en Hockenheim, Alemania, donde Fittipaldi volvió a conducir el mismo Lotus hasta un notable cuarto puesto, mientras que Rindt volvió a ganar.

A principios de septiembre se celebró el fatídico Gran Premio de Monza, en el que Lotus llevó tres de los chasis 72C más nuevos. Colin pidió el primer día de entrenamientos que Emerson utilizara el Lotus mejorado de Rindt para adaptarse más rápidamente a la nueva versión, pero Fittipaldi resbaló y se estrelló. Esto provocó que J. Rindt utilizara el Lotus destinado a Emerson en los entrenamientos del sábado y que el piloto austriaco encontrara la muerte en un accidente en la curva parabólica. El equipo Lotus se retiró inmediatamente de Monza. El siguiente Gran Premio fue el de Canadá, pero el equipo Lotus no participó.

John Miles, el otro piloto de Lotus, afectado por la muerte de su compañero de equipo, decidió abandonar la Fórmula Uno, y así fue como Emerson, de 23 años, se convirtió de repente en el piloto principal, al que se unió la sueca Reine Wisell.

Primera victoria en Fórmula Uno

El siguiente Gran Premio fue en Estados Unidos, la última y decisiva carrera de la temporada, en la que Fittipaldi ocupó el tercer puesto de la parrilla, mientras que Jacky Ickx, de Ferrari, se jugaba en la pole la última oportunidad de proclamarse campeón.

La carrera en Watkins Glen no empezó de la mejor manera para el piloto brasileño, que cayó de la tercera a la octava posición en la salida. A lo largo de la carrera fue escalando posiciones, mostrando una madurez temprana con un estilo de conducción muy inteligente, paciente y dosificando el ritmo dentro de los límites de los neumáticos, el motor y el combustible de su Lotus. En la vuelta 57, Fittipaldi recuperó la tercera posición por detrás del escocés Jackie Stewart (Tyrrell) y Pedro Rodríguez (BRM). Unas vueltas más tarde, Stewart se vio obligado a abandonar la carrera por una fuga de aceite y Rodríguez tuvo que ir a boxes a repostar. A siete vueltas del final, Emerson Fittipaldi se colocó al frente de la carrera, conquistando así brillantemente una victoria histórica en la Fórmula Uno, un hito importante en la historia del automovilismo brasileño.

La victoria de Emerson convirtió a Jochen Rindt en el ganador del campeonato de 1970 a título póstumo.

En 1971, Fittipaldi subió tres veces al podio, con un segundo puesto en Austria y dos terceros en Francia e Inglaterra, respectivamente. También acabó quinto en el Circuito de Mónaco y terminó la temporada con 16 puntos, en sexta posición. Este año, la introducción de neumáticos lisos creó dificultades en la puesta a punto del chasis, causando problemas de agarre que se prolongaron durante toda la temporada. El título de campeón de este año fue para Jackie Stewart, que ya lo había ganado en 1969.


El primer título de Campeón del Mundo de Fórmula Uno

En 1972, Fittipaldi, de 25 años, comenzó su tercera temporada al volante del Lotus 72D Ford negro y dorado número ocho con publicidad especial de John Player. La temporada no empezó bien y en el primer Gran Premio, en Argentina, tuvo que retirarse. En las seis carreras siguientes, Emerson demostró todo su potencial, subiendo al podio en todas ellas y ganando los Grandes Premios de España, Bélgica y Gran Bretaña. Ganó una carrera más, el Gran Premio de Austria.

El Gran Premio de Italia, en Monza, podía decidir el título mundial, que Fittipaldi peleaba con el escocés J. Stewart. Sin embargo, se produjeron algunos contratiempos para el equipo Lotus, ya que el camión que transportaba los monoplazas sufrió un accidente, dejándolos dañados. Colin Chapman ordenó entonces que los Lotus de reserva llegaran en avión a tiempo para la carrera.

Dos horas antes del comienzo de la carrera, el Lotus de Emerson tuvo una fuga en el depósito de combustible y tuvo que ser sustituido, pero eso no le afectó y consiguió ganar la carrera italiana, logrando 61 puntos, asegurándose así el título de Campeón del Mundo de Fórmula Uno el 10 de septiembre de 1972.

Emerson Fittipaldi ponía su nombre y el de Brasil en la historia de la Fórmula Uno, al ser el primer brasileño en ganar el título y el piloto más joven en proclamarse campeón de Fórmula Uno, con 25 años, ocho meses y veintinueve días, un récord sólo superado por Fernando Alonso en 2005, 33 años después.

Wilson, el padre de Emerson, estaba retransmitiendo la carrera de Monza por la radio Jovem Pan, y al final, naturalmente, exultó de emoción por la victoria de su hijo. “¡Ganó Emerson Fittipaldi, ganó Brasil!”.

En los Grandes Premios que siguieron, en Canadá y Estados Unidos, Emerson no puntuó y Stewart ganó ambos Grandes Premios logrando 45 puntos, resultado de cuatro carreras, mientras que Emerson ganó cinco de un total de 12, en toda la temporada. De esta forma, Lotus se hizo con el título de constructores.


Subcampeón de Fórmula Uno

El campeonato de 1973 empezó muy bien para Emerson, que ganó la carrera inaugural, en Argentina, y también en Interlagos, en Brasil, que formaba parte del calendario de Fórmula Uno por primera vez. Después llegó el Gran Premio de Sudáfrica, donde subió al tercer cajón del podio.

En España, Fittipaldi volvió a ser primero, pilotando el Lotus 72E, y consiguió su tercera y última victoria del año.

En los siguientes Grandes Premios terminó segundo en tres ocasiones, en Mónaco, Canadá e Italia, y tercero en Bélgica. Sin embargo, no terminó ningún otro Gran Premio esa temporada. Emerson fue subcampeón con 55 puntos, por detrás de Jackie Stewart, que ganó cinco carreras.

Bicampeón del mundo de Fórmula Uno

En 1974, Emerson empezó a correr para McLaren, pilotando un McLaren M23 Ford. Su compañero de equipo Denny Hulme ganó el primer Gran Premio del año, en Argentina. La siguiente carrera fue el Gran Premio de Brasil, que Fittipaldi ganó por segundo año consecutivo. Tras un tercer puesto en España, vuelve a ganar una carrera en Bélgica. Fue segundo en Inglaterra e Italia, y tercero en Holanda. En Canadá, penúltimo Gran Premio del año, Emerson gana su tercera carrera de la temporada.

En la última carrera de la temporada, en Estados Unidos, Emerson tenía los mismos 52 puntos que Clay Regazzoni, pero tenía ventaja porque terminó cuarto y Clay fue undécimo.

Emerson Fittipaldi se convirtió en bicampeón del mundo de Fórmula Uno con 55 puntos, tras una lucha muy reñida con Carlos Reutemann, Ronnie Peterson, Niki Lauda y Clay Regazzoni. McLaren gana su primer título de constructores.

Subcampeón de Fórmula 1

En la primera carrera, en Argentina, el bicampeón brasileño gana, y en casa sube al segundo escalón del podio.

Emerson consigue su segunda victoria de la temporada en Silverstone, y termina segundo en los Grandes Premios de Mónaco, Italia y Estados Unidos.

Termina la temporada de nuevo segundo en la parrilla, con 45 puntos, por detrás de Niki Lauda.


Fittipaldi Automoción

De forma un tanto sorprendente, Emerson decidió abandonar McLaren y formar, en 1976, en asociación con su hermano Wilson Jr., un equipo de Fórmula 1, Fittipaldi Automotive, patrocinado por Copersucar, una empresa brasileña de azúcar y etanol. Fabrican su propio monoplaza, el primero de Fórmula 1 que se produce en Brasil.

En el primer año del equipo, Emerson sumó tres puntos, fruto de tres sextos puestos en Long Beach, Mónaco e Inglaterra, al volante del Ford #28 Fitti FD 04.

En 1977 sumó once puntos tras terminar cuarto en los Grandes Premios de Argentina, Brasil y Holanda, y quinto en Long Beach.

Su mejor actuación fue en 1978, consiguiendo el segundo puesto en Brasil desde la séptima posición de la parrilla en el Fitti F5A #14.

Emerson logró dos veces más el cuarto puesto, en Austria y Alemania, dos veces acabó quinto, en Holanda y EE.UU., y sexto en Suecia. Con un total de 17 puntos, Fittipaldi Automotive quedó por delante de McLaren, Williams y Ferrari.

En 1979, Emerson sólo obtuvo un punto, con un sexto puesto, en el Gran Premio de Argentina. Al año siguiente, Emerson logró su último podio en la Fórmula Uno, en el Gran Premio de Estados Unidos, saliendo desde el puesto 24 de la parrilla y terminando tercero. También logró un sexto puesto en Mónaco, cerrando la temporada con cinco puntos.

En 1981 y 1982, Emerson se convirtió en director del equipo y cedió las tareas de pilotaje al finlandés Keke Rosberg y al brasileño Chico Serra. Con dificultades financieras y un solo punto en 1982, cerraron sus puertas. El equipo de los hermanos Fittipaldi sumó 44 puntos en toda la temporada de Fórmula 1, mucho mejor que los 21 puntos de Williams.


IndyCar Series (CART)

El interés de Emerson por las carreras de la Indy, y por las 500 Millas de Indianápolis, se remonta a sus días en Lotus, cuando realizó pruebas en el circuito, al igual que Jim Clark, que ganó la carrera para Lotus en 1965. Sin embargo, Fittipaldi temía que el cockpit fuera de aluminio y no garantizara la seguridad del piloto.

En 1984, con motivo del Gran Premio de Fórmula Uno de Miami, Ralph Sánchez, propietario de uno de los equipos, invitó a Emerson a participar en una carrera de prototipos GT. Logró la pole position y una actuación sobresaliente, liderando la carrera en el Spirit of Miami #84, hasta que se vio obligado a retirarse con la caja de cambios rota.

El 31 de marzo de 1984, Fittipaldi hizo su debut en CART (ahora Fórmula Indy) en el Gran Premio de Long Beach, California, conduciendo el March 84C Cosworth nº 47, representando al equipo WIT Racing Promotions, donde hizo una buena carrera, terminando quinto.

Dos meses más tarde, el 27 de mayo, Emerson participó en la famosa carrera de las 500 Millas de Indianápolis, en la que sólo dio 37 vueltas de 200 debido a problemas con el motor, y terminó en 23ª posición.

Con una buena y regular actuación en las nueve carreras que disputó en 1984, Emerson fue fichado en 1985 por un equipo puntero, Patrick Racing, con el que consiguió su primera victoria en la IndyCar Series, en el óvalo de Michigan, pilotando un March 85C. Acabó segundo dos veces, en Long Beach y Nueva Jersey, y terminó la temporada de 1985 en sexto lugar en la clasificación de pilotos.

Fittipaldi continuó su racha ganadora en 1986, ganando otra carrera en Elkhart Lake, y al año siguiente ganó en Cleveland y Toronto, pilotando un Chevrolet A March 87C. En 1988, pilotando un Chevrolet Lola T 8700, Emerson ganó dos carreras más, en Elkhart Lake y en el Gran Premio de Ohio. En la legendaria carrera Indy 500, “Emmo” terminó segundo por detrás de Rick Mears.


Campeón de la Indy Car y victoria en Indianápolis

La temporada de 1989 reflejaría la enorme habilidad del Campeón del Mundo de Fórmula Uno, ganando cinco Grandes Premios en Detroit, Cleveland, Nazareth, Portland, pilotando un Chevrolet Penske PC 17.

La primera y más importante victoria de ese año fue en las míticas 500 Millas de Indianápolis, donde Fittipaldi lideró 158 de las 200 vueltas, pero fue adelantado por Al Unser Jr. a cinco vueltas del final. A sólo dos vueltas del final, chocaron en la tercera curva del circuito, con el estadounidense estrellándose a más de 300 km/h, en un emocionante duelo digno de una película de Hollywood. Emerson ganó el título de la IndyCar Series (CART) de 1989, con 190 puntos.

En 1990, Emerson cambió de equipo y fichó por el Team Penske. Ganó una carrera en Nazaret y subió cuatro veces al podio, pilotando un Penske PC 19, terminando quinto con 144 puntos. El mismo quinto puesto se repitió en 1991, tras una victoria en el circuito de Detroit y cinco podios, totalizando 140 puntos, pilotando un Penske PC 91.

En 1992, Fittipaldi ganó cuatro carreras en los Grandes Premios de Australia, Portland, Cleveland y Elkhart Lake, y tres podios más pilotando un Penske 21/92, terminando cuarto al final de la temporada con 151 puntos.

Subcampeonato de la IndyCar Series (CART) y segunda victoria en Indianápolis

Emerson ganó tres carreras en Portland, Ohio e Indianápolis, y subió cinco veces al podio con un Chevrolet Penske PC 22. Al final de la temporada, sumó 183 puntos y se convirtió en subcampeón de la IndyCar Series.

La segunda victoria en la mítica carrera de las 500 Millas de Indianápolis representa otro logro en la historia de Fittipaldi, que sólo lideró 16 de las 200 vueltas, en una emocionante lucha con varios pilotos, como el Campeón del Mundo de Fórmula 1 Nigel Mansell.

El ganador de la Indy 500 tiene la tradición de beber leche en la ceremonia de entrega del trofeo, iniciada por Louis Meyer en 1936. Como resultado de una acción de marketing, Emerson causa cierta controversia al beber zumo de naranja. El piloto brasileño tenía un contrato con los productores de la bebida en Brasil.


Subcampeón de la IndyCar (CART)

En 1984, Emerson volvió a demostrar un gran rendimiento, ya que fue de nuevo subcampeón de la competición americana, ganando la carrera de Phoenix y subiendo nueve veces al podio, sumando 178 puntos, pilotando un Penske PC23 Chevrolet D.

Fin de su carrera en la Indy Car

Las dos últimas temporadas en la IndyCar Series no le fueron muy bien a Fittipaldi, que en 1995 sólo ganó en el circuito de Nazaret y consiguió un podio más. Con un total de 67 puntos, terminó undécimo, pilotando un Penske PC 24 con motor Mercedes.

En 1996, los mejores resultados de Emerson fueron dos cuartos puestos en Nazareth y Ohio, pilotando un Mercedes Penske PC 25. Anotó 29 puntos, lo que le situó en el puesto 19º de la general.

La carrera de Fittipaldi en la IndyCar terminó el 28 de julio de 1996, cuando se estrelló en el circuito de Michigan.

En la IndyCar, Emerson consiguió 22 victorias y 17 poles en 195 Grandes Premios, mientras que en la Fórmula 1 logró 14 victorias y seis poles en 149 Grandes Premios.

Gran Premio Master

En una verdadera reunión de campeones y amigos, Emerson participó en el Masters Grand Prix de Kyalami en 2005 y terminó segundo, conduciendo un Reynard 02i Mecachrome, del equipo LG, en compañía de pilotos como Alan Jones, Nigel Mansell, Riccardo Patrese, entre otros.

En 2006, Fittipaldi volvió a pilotar el mismo coche en el Gran Premio Masters de Qatar, en abril, y en Silverstone, en agosto.

En 2008, en su tierra natal, Emerson pilotó un Porsche en la GT3 brasileña, con su hermano Wilson Jr.

En los años 2012 y 2013, Fittipaldi fue el organizador y piloto principal de las 6 Horas de São Paulo en Interlagos, que forman parte del Campeonato Mundial de Resistencia (WEC).

A finales de 2014, Emerson participó, formando equipo con Alessandro Guidi y Jeffrey Segal, en las 6 Horas de São Paulo al volante de un Ferrari 458 Italia GT2, finalizando séptimo en la categoría respectiva, y 21º en la general.

Actualmente, Emerson Fittipaldi es una presencia habitual en las carreras de Fórmula 4 italiana, acompañando y transmitiendo sus valiosos consejos a su hijo Emmo Jr., así como en varios Grandes Premios de Fórmula 1, ¡inspirando a los pilotos y repartiendo simpatía!

Classificados

Deje su comentario

Por favor autentiquese para comentar

Siga-nos nas Redes Sociais

FacebookInstagram