Sigue siendo tan lindo tener un Mini

Archivos 25 Nov 2023

Sigue siendo tan lindo tener un Mini

Por José Sebastião

Si usted está buscando un clásico y todavía no se ha decidido bien por cuál elegir, entonces siempre se puede mirar en este mini coche, que de mini, solo el mismo nombre.

En el momento de su creación, a mediados de la década de 1950, el sentido era crear un automóvil económico, pues la crisis dictaba el racionamiento de combustible, y barato, pues las posesiones financieras de los conductores eran reducidas. El desafío fue planteado a Alec Issigonis, donde se propuso la creación de un automóvil pequeño, que pareciera mayor de lo que en realidad era.

Del papel al prototipo para pruebas pasaron solo unos meses. El motor situado delante del automóvil en posición transversal, junto con la caja de cambios, la suspensión independiente, utilizando conos de goma y la aplicación de ruedas 10, fueron innovaciones que hicieron el automóvil espacioso y muy estable en curva.


Las puertas, inicialmente, tenían vidrios de correr dejando así su base libre, donde fue colocada una bolsa enorme capaz de albergar cualquier maleta de señora. No traía alfombra, solo un refuerzo de goma donde el conductor apoyaba los talones y la calefacción era un extra! Todo para que el auto sea lo más barato posible. En 1959, se inicia la fabricación de estos pequeños automóviles, terminando su producción en 1994 con más de cinco millones de unidades producidas.

Fueron muchos los modelos que derivaron del Mini, como por ejemplo la Mini Ima, opción en camioneta, el Clubman, el patito feo de los Minis, con el capó recto y los faros integrados en la parrilla y, como no podría dejar de ser, la joya de la corona, el 1275 GT, ¡una máquina!

Cualquiera que sea la motorización que elijas, la primera sensación que vas a tener al entrar en un Mini es que estás sentado prácticamente en el suelo. Luego se inunda con una sensación de espacio sin igual, ayudado por los pilares muy finos y la amplia superficie de vidrio, así como el vidrio ovalado en la parte delantera. Hay bolsas por todas partes y en el tablero puede colocar prácticamente todo en el estante que está junto a los manómetros. Ahora que ya está acomodado es dar a la llave y andar, andar y andar… Una conducción que le dejará una sonrisa de diversión en los labios.

Ya sea en la ciudad o en un paseo por las carreteras nacionales, el motor responde bien. Si es la versión 850cc (un verdadero clásico), tendrá mayores limitaciones, pero en la versión 1000cc, no quedará avergonzado, entonces si la carretera es curva sí, curva sí, siéntete libre pues a curvar este automóvil tiene una adherencia fantástica. Si el motor es de 1275 GT, entonces dejará muy impresionado al conductor con la rapidez con la que entra y sale de la curva y pasa a la siguiente. Sobre todo bromea, pero dentro de los límites.

Los consumos no son muy relevantes, así el carburador esté bien “afinadito”, eso sí, será siempre un dolor de cabeza. En caso de que necesite piezas, hay prácticamente todo para todos los modelos, y nuevas a estrenar, pues éstas continúan produciéndose.

Todo este placer de conducir en un automóvil con solo 3 x 1,5 x 1,3m… esto por no hablar de los amigos que les encantará dar un paseo.

Siempre puede optar por comprar un Mini actual, lleno de lujos y confort, pero con la certeza de que no será tan lindo como el modelo que lo precedió.

2005_auto_classic_cars_car_festival_vintage_automobile-508606
Classificados

Deje su comentario

Por favor autentiquese para comentar

Siga-nos nas Redes Sociais

FacebookInstagram